Si lo intentas puedes perder, si no lo intentas… estas perdido

viernes, 4 de marzo de 2011

AUN SIGUES AQUI...


3 de marzo, y volvieron la nubes. Diez años después volvieron las nubes para acompañar un triste aniversario de aquella mañana gris y lluviosa de marzo. Aquella mañana que supuso un antes y un después para muchos. Aquella mañana en la que cada gota de agua que caía en medio de la calle Huelva se te clavaban como mil puñales en el cuerpo.

Aquel jinete de gorra campera, polainas y palo de majagua al hombro como uniforme de trabajo, todavía sigue trabajando aquella jaca de crines entresacás y macho recogio. Sombra alargada de galope trocao con el palo sobre los hombros al son de la flauta y el tamboril... como los hombres de campo. Como los grandes jinetes.

Aquel "vaquerillo" que disfrutaba a cada arreon detrás de toros bravos en medio de las dehesas de encinas y alcornoques para apartar las corridas de la temporada que venia. Aquel que en los días de tentaderos te sonreía desde la tapia de los corrales y te decía "primo, te voy a apartar las dos mejores para hoy". Y luego en el burladero de al lado de la puerta de la placita de tientas de los Millares te decía "bieeeen" cuando después de muchos esfuerzos dabas un natural medio en condiciones. Pero para el, todo lo que uno hacia estaba bien.

¿Como me has visto hoy? le pregunte mas de mil veces sabiendo que el petardo de cualquiera de esos días había sido gordo. "Bien primo, mejor que el ultimo día". Era su única respuesta mientras cogía mi muleta y dibujaba naturales al viento sobre la hierba del campo, al lado de la placita de tientas una vez acabado el tentadero. "Es que tu me miras con los ojos de la amistad quillo, pero no me des coba que no he estao bien". "¡Que va primo!, es que yo también me he equivocao al apartar las becerras. Te tenia que haber echao la castañita en lugar de la colorá. Pero has estao bien. El próximo tentadero verás como vas a estar mejor"... . Grande, aquel "vaquerillo" ha sido el tío mas grande con el que me he topao jamás.

Pues te sigo echando de menos. A veces pienso que vas a volver a pegar en mi puerta para ir a tomarnos unas cervezas mientras la "tita Blanca" nos ponía el Orobroy nada mas vernos entrar por la puerta de la peña. Dios, aquel Orobroy que nadie conocía hace once años y que ahora, cualquiera lo tiene en el móvil. Y cada vez que suena un móvil... ahí estas.

Galante sigue ahí, aunque desde aquella mañana de lluvia de marzo... no es el mismo. Tu español tordo rodao ya esta en fase blanca. Ya no suelta las crines al viento, ni se levanta de las manos, pero sigue igual de guapo que siempre. Eso si, no te imaginas como Alex y Lucia disfrutan con el... y el con ellos.

Aunque en realidad tu siempre fuiste mas del cruzao. Y por eso también entendí como otra fría mañana de Octubre alguien también me arrebato a mi amigo fiel de la cuadra. Me costo, la verdad, pero enseguida asumí que en otro sitio había un jinete esperándolo rasqueta en mano para poder dejarlo guapo, y una vez que estuviese guapo poder arrear a Clavellino, Ribete, Frijonero, Bastonito... para darle su poquita de teórica diaria. Seguro que esta en mejores manos. Cuidamelo y disfrutalo.

Aquella mañana de marzo de hace diez años, una parte bastante importante en nuestras vidas se rompió. Se rompió y se fue calle abajo con aquel agua de lluvia para no volver jamás. Pero también se que estas ahí. Que para verte solo me hace falta cerrar los ojos. Los cierro y sigues ahí, en las dehesas entre encinas y alcornoques arreando ganado, en la campiña a galope trocao, arreando, parando a raya y volviendo a esa jaca campera sobre las patas. Aunque cuando los vuelva a abrir solo vea la gorrilla campera, las polainas y el palo de majagua... los vuelvo a cerrar y aun sigues aquí.

Te sigo queriendo A.L. (in memorian).



6 comentarios:

  1. Maldita mañana de domingo negro...
    todos los que le conocimos lo seguimos echando de menos.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Sabes llegarle a la gente con tus post y creo que son por experiencias vividas, para conocerte bien hay que leerte. Un abrazo Figura

    ResponderEliminar
  3. La lluvia, siempre la lluvia, nos acompaña en los momentos mas tristes y profundos, la lluvia, siempre la lluvia, que bella historia Marin, lo siento amigo, cada día te aprecio mas sin conocerte.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Que bonitos recuerdos debes de tener de mi primo por que tu,se ve a leguas as sido un verdadero amigo para el.Yo unos de los recuerdos que tengo de el es que siempre estaba encima de su galante, otro que no seme olvida fue en unas capeas en la plaza de millaes salio una becerra colora y le pedi el capote para dar unos pasesillos y me dijo primo ten cuidado que se tento hace poco y sabe mas que brijan cuando hice lo que pude me dijo lo mismo que a ti bien primo la proxima te saldra mejor, luego saliste tu y tu amigo damian y lo mejorasteis bastante la verdad que haciais un buen trio.Pero la vida es hacin de cruel siempre se van los mejores, pero seguro que el este donde este siempre se acordara de todos los que tuvimos oportunidad de compartir algun ratito con el.Gracias marin eres un crak y siento mucho tu perdida no sabia nada un abrazo parai y tu familia.AMIGOS COMO TU HACEN MUCHA FALTA.

    ResponderEliminar
  5. Todavia me acuerdo de aquel dia en los millares Jose, y tengo fotos de aquel dia los tres: Tu primo Angel Luis, el Dami y yo. Esa foto es para mi como mi pequeño gran tesoro.
    La verdad es que lo sigo queriendo mucho Jose y para mi todavia no se ha ido.
    Muchas gracias por lo de mi padre, tu si que eres un crack.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Se respetarán todas las opiniones y se publicarán todos aquellos comentarios que no contengan ninguna palabra ofensiva hacia el autor o titulares de comentarios publicados.