Si lo intentas puedes perder, si no lo intentas… estas perdido

domingo, 3 de mayo de 2015

GRAN TARDE DE TOROS EN CORTEGANA

Muy buena tarde de toros la vivida el pasado sábado en la localidad onubense de Cortegana. Cierto y verdad es que cuando se apuesta por toreros jóvenes con ganas de comerse el mundo, además son buenos toreros, y el toro hace acto de presencia en el ruedo, la tauromaquia empieza a cobrar sentido. Darle la enhorabuena al empresario, Jorge Buendia, por la confección del cartel y por la tarde que disfrutamos. Al Cesar lo que es del Cesar.

Seis toros de distintas ganaderías y varios encastes en el ruedo: La Dehesilla, José Luis Pereda, Miura, Victorino Martín, Murube y José Luis Marca. Muy bueno el de Pereda y con mucha clase en la embestida y gran tranco el de Miura. El de Victorino marco los terrenos de chiqueros desde los principios en los capotes, pero cuando se quedaba en la muleta metia la cara abajo y repetia con clase. Al final se le premió con una vuelta al ruedo excesiva. Noble con algo de chispa el de Murube y buen toro de José Luis Marca para acabar la tarde. Estaba anunciado uno de Fuente Ymbro que se partió los pitones en los corrales.

Ausencia de tercio de varas, para no variar, aunque si es cierto que hubo amagos por parte de José Garrido de lucir al de Victorino, pero el toro marcaba con exceso los tercios de chiqueros. Dos toreros recien alternativados, y no sé si es por el reciente ingreso en el circuito, pero lo cierto y verdad es que venian con ganas de jaranda. Tiempo al tiempo. No se perdonaron ni un quite. Borja Jimenez estuvo por debajo de otras tardes como novillero, y los fallos con la espada en sus tres toros le privaron de cortar algún que otro trofeo. El extremeño José Garrido huele a un muy buen torero. Esperemos que tiempo tarde en pasarse al lado oscuro (ojalá que no), pero ayer en Cortegana dejo constancia de un muy buen concepto del toreo, con el bueno y con el menos bueno, con el menos exigente y con el que exigía papeles. Los mató por arriba y les cortó cinco orejas. Quizás alguna que otra hubiese sobrado.

La verdad es que fue una buena tarde de toros, de esas que uno volvería a ver mañana mismo. Mucho ambiente tanto en los tendidos como en el callejón y patio de cuadrillas. Espataco padre e hijo, Antonio Ferrera, El Tato, Victorino Martín hijo, Ricardo Gallardo, quizás barruntando lo que después pasaría en el ruedo. Enhorabuena y gracias.





























No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se respetarán todas las opiniones y se publicarán todos aquellos comentarios que no contengan ninguna palabra ofensiva hacia el autor o titulares de comentarios publicados.