Si lo intentas puedes perder, si no lo intentas… estas perdido

lunes, 25 de abril de 2016

SOLIDARIDAD TORERA EN EL III CICLO DE CLASES PRÁCTICAS DE LA MERCED

Enhorabuena a la empresa y ganadero por la iniciativa. Muy mal Huelva con la causa. Animos y gran ovación para Juan Cano. Enhorabuena a todos los chavales y si quieren mas información e imágenes, los tienen en El Retoñal Pictures (click aquí).






lunes, 18 de abril de 2016

CUADRI PRESENTE EN LA CONCURSO DE ZARAGOZA 2016

La divisa onubense estará presente en la próxima corrida concurso que se lidiará el próximo domingo día 24 en el coso de la Misericordia de Zaragoza. Cuadri vuelve tras la ausencia del año pasado por distintos motivos y tras ser triunfador de la edición de 2014 con el toro "Artillero" herrado con el numero 26.

En esta ocasión la cosa está entre dos toros sin saber todavía a ciencia cierta cual de ellos será el que se lidie. El cartel está formado por Rafael Rubio "Rafaelillo", Paulita y Manuel Escribano. El resto de ganaderías a lidiar serán las de Fermín Bohorquez, Alcurrucen, Adolfo Martín, Fuente Ymbro y los Maños. Por orden de antigüedad, la de Cuadri estaría en segundo lugar, y por lógica, a lidiar por Paulita.

A titulo personal, me encantan los dos, pero el 27 se lleva el gato al agua. Suerte para los ganaderos y para todos en general.

Número 27, "Coralito"





Numero 29, "Ferroviario"






sábado, 16 de abril de 2016

APARIENCIAS QUE ENGAÑAN Y "MALBAJIOS" QUE SE CONFIRMAN

Ya sé que llego tarde, pero andaba casi acabando esta entrada cuando un cárdeno herrado con el 37, gris que llaman otros, asomaba por la puerta de chiqueros de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla y claro, la desbordante actualidad mandaba. Pero vamos a lo que vamos.
 Andaba yo diciéndole hace un par de semanas a un buen amigo de los madriles, que la novillada del pasado día 10 en las Ventas no me daba buen "bajio". El mismo sábado se lo volvía a comentar a otro del mismo pueblo, uno de mis sénecas en esto de mi aspirancia en lo que a afición se refiere. ¿El porque?...pues ni a ellos supe decírselo, ni todavía he dado con ello. Lo cierto y verdad es que te encuentras en la tesitura de querer equivocarte mas que nunca y el puto destino te da la razón. Amaneció nublado y acabó peor todavía.

Se escuchaba en los corrillos taurinos durante el apartado en los corrales de las Ventas, que lo de Pablo Mayoral era de lo que mejor estaba en lo de Santa Coloma. Si esto es lo mejor de Santa Coloma, apaga y vamonos. Si un utrero de este encaste da en bascula 530 kilos...lagarto lagarto. Malos en lineas generales, vacíos de casta y fuerza, a los que apenas se les dieron un par de picotazos en el caballo para cumplir el trámite, mención aparte del último de la tarde que, aunque manseo por momentos, fue de lo único aceptable de la tarde y que no le habría venido mal algún puyazo mas de los tres que tomó. El cuarto de Pablo Mayoral fue devuelto y los sustituyó un sobrero de Benjamín Gómez, también encaste Santa Coloma, altote, escurridito y con sus teclas que tocar. Primero y segundo apagados y agarrados al piso y un quinto noblón pero soso en demasía. El lote de la tarde fueron tercero y sexto. El tercero noble, con las fuerzas justas pero con recorrido. El sexto un novillo venido a mas en la muleta y pidiendo papeles de torero. Un lote para algo importante y que se fue con mucho por torear y con los despojos puestos al desolladero.

No voy a entrar en muchos mas detalles. Sigo en mi tesitura de no dar crónica ninguna al uso. A Andrés Jiménez "Gallo de Córdoba", aquel chaval que se tiró de espontaneo en la encerrona de Fandiño del año pasado, se le vio con falta de recorrido y oficio. Tampoco le podemos pedir mucho al torero, que el año pasado no se vistió de luces. Solo desearle que se recupere pronto de las dos cornadas con las salió de las Ventas. David de Miranda, fue al que se le vio en mas torero toda la tarde. Intentó hacer el toreo fundamental en todo momento, ese toreo de pierna de salida adelantada que tanto echamos de menos de manera casi general. Con un primero imposible, parado y agarrado al piso, intentó sacar los muletazos de uno en uno, pero eso en Madrid no llega a los tendidos. Tampoco estaba Madrid para alargar en demasía la faena. Y en su segundo, sosote y mansote, si pudo ligar muletazos sueltos de trazo y con mucha clase, pero a esas alturas, entre lo aburrido de la tarde y el agua que empezó a caer se deslució mucho la faena. Y Juan Carlos Carballo se llevó el lote de la tarde. Esto si es pa estar "mosca", que te toque el lote de la tarde y se valla con las orejas puestas al desolladero y con mucho que torear. Aún así, si no es por la labor IMPECABLE del presidente que se estrenaba en el palco venteño, la insistencia del paisanaje le hubiese abierto la puerta grande de las Ventas con un despojo en cada novillo.

Los "malbajios" se me confirmaban por momentos. Y la decepción de una plaza como las Ventas también. La apariencia de la que para mi es la mejor plaza del mundo depende muchísimo de las fechas donde te sientes en el granito. Me decepcionó mucho si. Un cuarto de plaza, de los cuales la mayoría eran paisanos de Carballo, sesenta de los míos, y el resto un nutrido número de japos con su sonrisa siempre en la cara y aplaudiendo hasta al señor de las coca colas y las pipas. Un gran número de público que es la primera vez que se sienta en ese bendito tendido. Un público que te hace ver que Las Ventas, fuera de San Isidro y la feria de otoño, no es lo que tenías idealizado. Un público que se permite el lujo de criticar a los pocos aficionados que ocupan todos los días de temporada su localidad en las Ventas (sobre todo en el 6 y el 7) por pedir la seriedad que merece tal templo, sin pararse a pensar que esos pocos si no existieran habría que inventarlos. Un solo ejemplo: Una señora sentada justo detrás nuestra se llevó toda la tarde pidiendo música en todos los novillos...EN LAS VENTAS!!!!.

Está bien apoyar a tu torero, pero tampoco es bueno engañarlos. Vamos a ser sinceros, si esta gente que se desplaza en autobuses a cualquier plaza no existiera, también habría que inventarlos. Sin ellos, y esperanzados a que los verdaderos aficionados mantengan esto, ya hace tiempo que esto se hubiese ido al carajo. Pero la cordura y seriedad debe estar por encima de todo. Esto es muy serio oiga. Que aquí la gente se muere de verdad. Tampoco me voy a andar con rodeos. El tirar al ruedo almohadillas al finalizar el festejo, ni en la mejor plaza del mundo ni en cualquiera de talanqueras porque el señor presidente cumple el reglamento a la perfección y el torero del pueblo no sale por la puerta grande, no es mi de recibo ni bueno para la fiesta. Que hasta los japos los pobres pensaron que era una costumbre española y empezaron a tirarlas mientras algún que otro aficionado cabal se lo recriminaba. 

Con estas sensaciones es con las que uno se pega seiscientos kilómetros parriba y otros tantos pabajo. Desolao y triste la verdad. No solo por David, sino porque ves a chavales que se topan una y otra vez con ganado imposible y que algunos se vuelven para casa con la sensación de haber dado dos vueltas al ruedo en Madrid y creyéndose al mismísimo Antonio Ordoñez. Gracias a Dios, el que me toca mas cerca tiene los pies en el suelo. Pero duele que el trabajo diario no tenga recompensa. Y el ver a la mejor plaza del mundo deteriorarse de esa manera duele tanto como lo otro, pero siempre queda el consuelo de que el trabajo va a seguir ahí y la plaza también. ¡Ah, por cierto!, Señora...¡no pida usted mas la música la próxima vez en las Ventas durante la faena! ¡ES IMPOSIBLE!.









miércoles, 13 de abril de 2016

SI, HE LLORADO VIENDO A COBRADIEZMOS. UN SEÑOR TORO BRAVO

Foto: www.victorinomartin.com
Bienvenidos al espectáculo del TORO. Así con mayúsculas. El de verdad, el de toda la vida y en el que siempre creí. Ese en el que un SEÑOR TORO y UN SEÑOR TORERO se las ven en un ruedo. Ese en el que la vida y la muerte, las luces y las sombras se dan cita en el albero, y que cuando esta de por medio la casta y la bravura, casi siempre gana la vida. 

Llevo veinticinco año soñando ver al toro de mis sueños. Los he visto bravos, encastados y muy buenos, pero hoy tengo que reconocer que se me han saltado las lagrimas viendo ganarse la vida a ley a "Cobradiezmos", un cardeno de 562 kilos y herrado con el numero 37, del la ganadería de Victorino Martín, y lidiado a la perfección por Manuel Escribano en la Real Maestranza de Caballería de Sevilla. 

De hechuras impecables, bonito por donde lo mirases. Un toro perfecto. Sin mas. Embistiendo alegremente en el capote, cumpliendo en un primer puyazo y arrancándose de lejos con alegría al caballo en el segundo, donde se ven los toros bravos, una vez que saben que allí en el peto le hacen pupa. Pronto y con clase en banderillas, y con una clase, una casta y una codicia excelente en la muleta. Repetidor, queriéndola coger siempre por abajo, haciendo surcos en el suelo con el hocico, y siguiendo las telas hasta el infinito y mas allá. Extraodinario, superior por ambos pitones. En las imágenes se aprecia como a veces se daba con las pezuñas en el hocico de lo humillado que fue siempre.  Un toro al que no le ha importado que Escribano le exigiese por abajo porque contra mas se le exigía, mas se venía arriba. Una auténtica maquina de embestir. Lo que tanto y tanto le he pedido a Dios, hoy me lo ha puesto delante. Me puedo morir tranquilo. Lo que para mi es la esencia de la fiesta, hoy lo he visto en Sevilla. Un toro bravo de principio a fin, viniéndose arriba a medida que la faena avanzaba, y todo esto gracias a que tenía un torero delante, Manuel Escribano, y a un ganadero al que no quieren ver los primeros del escalafón, Victorino Martín. Todo esto después de que Paco Ureña le cortase dos orejas a "Galapagueño", otro gran toro de Victorino. Ojito con el murciano que cada día torea con mas gusto y que hoy, aparte de valiente, ha estado cumbre.

Cuando sale el TORO por la puerta de chiqueros, pone a todo el mundo de acuerdo. A esos que llaman "toristas", "toreristas"...al aficionado al fin y al cabo. El TORO es el que mantiene esto, por mucho que se empeñen muchos en ver otra cosa. Hoy, a medida que veia  a Cobradiezmos querer coger el trapo por abajo de esa manera, mostrando la nobleza dentro de la casta que le ha sabido sacar Manuel Escribano, me he empezado a EMOCIONAR. LA EMOCIÓN...¿que cosa no?. Esa que se empeñan en quitarnos día tras día los que manejan todo esto. Pero siempre hay un "Cobradiezmos" pastando en la dehesa que nos haga volver a creer en la magia de esto. Cobradiezmos, Manuel Escribano y Victorino Martín han dado respuesta a la pregunta que me hacía hace unos días, si realmente merecía la pena esto. Pues si, Cobradiezmos, el TORO, me ha hecho ver que merece la pena esperar otros veinticinco años para que se me salten las lagrimas cuando lo he visto irse lleno de vida por la puerta de chiqueros de vuelta a las Tiesas. A la fiesta le hacía falta y a los aficionados también. Ante esto no hay animalista ni antitaurino que pueda. Ante la verdad de la fiesta no hay argumentos en contra que valgan.

Enhorabuena a Manuel Escribano. Enhorabuena a Victorino Martín. Gracias a ambos. Larga vida a aquel gladiador que se la ha ganado en la plaza. Larga vida a Cobradiezmos. Larga vida al rey.

Fotos: Arjona vía aplausos







domingo, 3 de abril de 2016

REALMENTE...¿VALE LA PENA?

Es la pregunta que me hago una y otra vez. Hoy, hablando con dos buenos amigos como son Pedro García Macías y Victor Palmar, comentábamos si lo de Valencia era de apoyar o no. Ya lo dije en una entrada reciente al respecto, que si hubiese podido ir, hubiese sido el primero en estar. Por el toro todo merece la pena. Pero por otra parte, y pensando en todos los que manejan esto, hubiese mandado la manifa a mismísimo pairo. Esta semana santa, justo la que ha pasado entre Valencia y el Domingo de resurrección ha sido precisamente eso, una semana de penitencia en toda regla. Cada día siento como se me echa mas de los tendidos y busco mas refugio en el campo. O esa es la impresión que me da.

Uno intenta recuperarse del esperpento de ver al maestro Soro pasándolo mal delante de la cara del toro. Y gracias que solo se queda la cosa en un mal rato. Una comunidad en la que el verdadero toro corre por sus calles, tampoco ha resistido a bajar peldaños en categoría hasta llegar al al sótano de la absurdez orejera de todas las tardes, del medio toro impuesto por las figuras y de las puertas grandes mas baratas que un destornillador de los chinos. Y cuando uno se recupera a golpe del olor a incienso, golpe de martillo, chicotás de costeros, calles manchadas de cera derretida y marchas procesionales, te topas con el domingo de resurrección. ¿Resurrección?...ese es el milagro que se espera para la fiesta, pero ese domingo tan marcado en el calendario taurino no ha hecho mas que alimentar mi desidia hacia todo esto. Me he vuelto a sentir como si aquel maldito "Judas" me volviese a traicionar por un puñado de monedas, y que sinceramente, ya me empiece a plantear si merece la pena soltar al Barrabás de la desidia o siga esperando al/los Mesía/s  que vengan a limpiar todos los pecados que se me pasan por la mente. Lo de Sevilla es de traca. Pero de la gorda. Una afición obligando a saludar a tres toreros que, VOLUNTARIAMENTE, los han olvidado durante unos años y sin reivindicar a los que durante esos años les han mantenido la feria. Pero lo gordo es lo otro, lo de ovacionar a un torero que se acaba de dejar un toro vivo en el ruedo para que salga a saludar al tercio...Por mi, que suelten a Barrabas.

Morante, que les digo yo de Morante. De las migajas que quedan del torero y que el personaje se ha comido creo que definitivamente. Un torero se puede dejar un toro vivo en el ruedo si. Ha pasado siempre y seguira pasando. Alargas la faena mas de la cuenta porque estás a gusto o a disgusto, te dan un aviso, lo pinchas dos veces, no lo ves claro, te suena el segundo y cuando te aturrullas con el descabello o simplemente el toro se tapa, ya está el tío del clarín soplándote el tercero en la oreja. Algo que no debería ser normal en un MATADOR DE TOROS, pero son cosas que pasan. Lo que de verdad me hace sentir vergüenza de aspirante a aficionado es que después de esto, un torero salga a saludar el tercio. 
He visto a figurones del toreo (caso de Rafael de Paula), e incluso a chavales sin caballos dejarse un toro vivo en el ruedo, pegarse un tiron del añadido, tirarlo a el albero, meterse en el callejón con los ojos llenos de lagrimas, e irse a su casa para los restos. Pero lo de la afición de Sevilla pidiendo el saludo, y Morante saliendo a saludar es pa enfundarse el traje de Pilatos y lavarse las manos pa mandar todo esto al carajo. Ahora si creo que el final de todo esto está mas cerca de lo que pensamos.

Una de las esperanzas que nos quedaban a todo esto era la regeneración del escalafón. Toreros que fuesen capaces de jubilar a mas de uno o que, por lo menos, les hiciesen ponerse las pilas y que nos sacaran de carteles de sotacaballorey. Afortunadamente han llegado unos cuantos: José Garrido, López Simón, Roca Rey y a punto están de unirse a estos Ginés Marín. ¿Tenemos que poner las esperanzas en estos?...mi sensación es que no. Quizás estos sean los que manden en esto en las próximas decadas, pero no por compromiso, sino porque van a ocupar el lugar de los otros pasando a ser el sotacaballorey 2.0.  El perjudicado será siempre el mismo, el toro. Toman la alternativa y siguen sin ver un toro con cara de toro, compitiendo con los de ahora pero en su mismo terreno, sin exigencia ninguna. 

Ahora llega Sevilla, que acabará llena de despojos por tarde, puertas del principie y si me apuro, hasta vendrán indultos. Al tiempo. Desde Julio a Octubre mas de lo mismo por toda España. Sotacaballorey y Sotacaballorey 2.0. Al tiempo. Solo me queda la esperanza del mes de Mayo y principios de Junio. Solo me queda la esperanza de Madrid. Madrid es el clavo ardiendo al que uno se agarra para saber si realmente esto merece la pena.