Si lo intentas puedes perder, si no lo intentas… estas perdido

jueves, 2 de diciembre de 2010

A MI PADRE...

Son las tres de la mañana, y aquí en el hospital, la soledad es jodida. Llueve como si no hubiese llovido nunca y la maquina del café ya me ve venir y me teme. Hoy me ha tocado pasar la noche con mi padre, que hace un par de domingos le dio un infarto. Ha sido fuerte la voltereta, la verdad, pero siempre fue un tipo duro y, gracias también a la rápida actuación de los servicios sanitarios del 061, de esta va a salir seguro. No se me puede olvidar la parte primordial de protagonismo que tuvo mi perra Kenia en la rápida atención de mi padre. Kenia, su Kenia como el le dice, que mas adelante os contaré el papel tan fundamental que tuvo en toda esta historia.

Pero lo cierto y verdad es que ya a estas horas mi padre y su compañero de habitación están descansando, y a mi me han cortado la luz y no puedo seguir leyendo la biografía de Curro, así que he encendido el portátil, he abierto el word y mañana ya pasaré esto a El Retoñal. Yo voy a dormir poco. Estos sitios me dan mas "yuyu" que un tío vestio del Cai´ y con el 12+1 en la espalda.

Hoy encontré a mi padre bastante mejor. Se podía tener una conversación con el. Estos dias atrás no estaba para nada. Perdía la noción del tiempo, dormía bastante y cuando menos te lo esperabas, saltaba por peteneras. Pero hoy, después de aguantar todo el partido del Atlético de Madrid, le enseñe esta foto en el portátil y le intenté sacar conversación junto a Manuel, su compañero de habitación que también es de la misma edad mas o menos que mi padre.

- ¿Te acuerdas de este día papa?.

- ¡No me voy a acordar! Estaba tu madre embarazada de ti y estábamos en las capeas del pueblo.

Se dirigió hacia Manuel y le dijo: - Mis amigos me la quisieron jugar amigo Manuel y me pusieron a prueba. Me dijeron que no era capaz de salir a torear... y menudo soy yo para que me pongan a prueba. A mi nunca me gustaron en exceso los toros, los veo y tal, pero nunca pensé en ponerme delante. Pero a cojones... al final corté hasta una oreja... ¡¡pa habernos matao vaya!! . Así me salio este amigo Manuel, que yo creo que algo se barruntaria aquel día porque mi mujer me estaba viendo.

¡Dios! que risa. Me alegre mucho de que recuperara el animo.

- Pero tu eras muy amigo de Terrón ¿no papa?.

- Si, pero ese tenia dos hue... y llegó a ser matador de toros. Yo con mi palustre y mis ladrillos tenia bastante. Pablo era mas valiente que un tejón y yo tenia mas mieo que una zorra.

De repente me aparece otra foto en el ordenador.... ¿Y de esta te acuerdas papa?
-¡Que si me acuerdo! Ese toro de plástico te lo compré en la feria cuando tenias dos años. No me he arrepentido nunca mas de haberte comprado aquel juguete.

-Pero ¿porque papa?, si era mi juguete preferido.

-Pues por eso, porque te podía haber comprado un balón de fútbol. ¿Sabes lo que he pasado cada vez que te ibas a torear?. Menos mal que te he ido a ver poco, porque a ningún padre le gusta ver como un novillo o una vaca se echa a los lomos a su hijo. Manuel-le dice a su compañero de cama-, fui a verlo la primera vez a un tentadero de machos en el campo. A el ganadero le dio por quemar un novillo que fue muy bueno en el caballo, y le dijo a este que cogiese la muleta. ¿Y sabes que amigo Manuel?.... ¡Le dio por quedarse quieto!. Después no dio ninguno en condiciones. Pero me sorprendió el jodio, se quedo quieto.

-Bueno papa, alguno si que daría ¿no?.
-Pocos....

Me quedé un rato mirando en silencio a mi padre. La verdad es que nunca me dijo nada ni me dio coba ninguna. Ni para bien ni para mal. Simplemente se limitaba a callarse. Ahora, con el tiempo sé que no me apoy aba públicamente, pero tampoco me recriminaba nada para no molestar. Siempre me apoyó en silencio. Le bastaba con que me quedase quieto. ¡Que cosas!.
Aquel toro que me compró cuando pequeño, para mi siempre fue mi juguete preferido. Recuerdo, que a este toro se le movían los pitones. Y algunos días me daba por ponérselos veletos y otros días gachos. Cuando mi padre llegaba por la tarde del trabajo y me veía jugando con el toro con los pitones gachos me decía: "¿Que? Hoy estamos justitos de valor ¿no?". Las cosas de mi padre...
Vuelvo a mirar a mi padre, que sigue dormido y se me escapa una leve sonrisa.

Gracias papa. Gracias por apoyarme en todo lo que decidí hacer siempre, aunque no lo manifestaras o no estuvieras de acuerdo. Se que con tu silencio siempre estuviste ahí. Gracias por ser un tipo valiente siempre en la vida. Por no arrugarte nunca en tu trabajo, incluso estando enfermo, para traer el pan a tu casa, ni por arrugarte ante un sencillo pique delante de tus amigos en una tarde de capeas. Gracias por comprarme aquel toro de plástico y gracias por comprarme también mi primer traje de luces. Yo seguro que no le compraré a mi hijo, ni toro, ni capote ni traje de luces. O por lo menos intentaré por todos los medios el no comprarselos.
Ahora se que me parezco un poco a ti, en muy poco, pero en algo me parezco.

Gracias papa.

20 comentarios:

  1. Marín:

    Acabo de darme cuentya de que se me había escapado una entrada tuya y me encuentro con esto. No voy a opinar de algo tan íntimo, pero sí que deseo que estas Navidades tengas a tu padre en casa y que sean las mejores fiestas de vuestra vida. Eso sí, no me le pongas ciertos partidos del Aleti, eso toca el maltrato y te lo dice un colchonero que los sufre cada quince días en el Manzanares desde hace..., bueno tampoco vamos a echar cuentas ahora. ¿Y como no ibas a salir torero si antes de nacer ya ibas de mozo de espadas?
    Un abrazo y mucha suerte

    ResponderEliminar
  2. Menuda historia, killo. De esas que hacen que "te suden los ojos".

    Me alegro de que tu padre se vaya encontrando mejor. :)

    ResponderEliminar
  3. Preciosa la reflexión y la tarde noche del Hospital. Me alegro que el "viejo" tire pa lante y cuida a esa Kenia que se ha ganado el cielo. Un abrazo Figura

    ResponderEliminar
  4. Gracias Gonzi. Esta mejor aunque sigue con su cabezoneria con el tema de la comida en el hospital. A veces lo comprendo la verdad.

    Muchas gracias Enrique. La verdad es que el Atleti ultimamente... bueno, que te voy a decir yo si soy Betico. Creo que sufrimos los dos de las mismas "dolencias", sufridores en el futbol y en los toros. Esperemos que pronto le den el alta y para navidades ya este en casa.


    Un abrazo a los dos y un millon de gracias.

    ResponderEliminar
  5. Gracias Antonio. La Kenia se tenia el cielo ganado ya, pero despues de esto...
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Me alegro se encuentre bien, un saludo amigo.

    ResponderEliminar
  7. Ese le está echando casta al asunto. Puedes sentirte orgulloso.
    Dale ánimos de un amigo nuevo que le ha "salío". La misma casta que le está echando a la vaca, que está gorda, y que aunque con la cara alta, le tiene "metió" el mentón en el pecho; pero y eso de llevar el capote con la punta de los dedos, salió de él supongo; que me dices?.

    A la Kenia le das un apretoncillo de mi Juan, también.

    Saludos de Yuntero

    ResponderEliminar
  8. Me alegro de que tu padre vaya pa'lante. Bonitas las fotos, y bonitos los recuerdos. Se nota que de casta le viene al galgo.


    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Gracias Abel.
    Gracias Antonio. Las fotos tienen sus años y su historia.
    Muchas gracias tambien Yuntero. Lo de el capote con la punta de los dedos pues bueno, yo creo que ni el sabia como lo estaba cogiendo, pero en fin, se puso y alguno le pego. La vaca no me acuerdo de quien era. Pero te puedes imaginar. Por los contornos de Trigueros estaban los Benitez Cubero de Diego Garrido, Cuadri, Gerardo Ortega, Prieto de la cal. Como para no estar gorda.
    Cuando conozcas a Kenia en la presentación que os voy a hacer proximamente vais a flipar, os lo aseguro. Y no es amor de dueño.
    Un saludo y gracias a los tres de nuevo.

    ResponderEliminar
  10. Lo siento Marin , veo el cariño tan grande hacia tu padre y tantas cosas como os unen, espero su pronta mejoría y que sigas escribiendo con luz o sin ella.

    Rafael Languedoc

    ResponderEliminar
  11. Gracias Rafael. Seguiremos pegados aqui al teclado todo lo que podamos.
    Por cierto, las fotos del enlace que me has mandado... IMPRESIONANTES.
    Muchas gracias por compartirlas.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Hola José María:

    Acabo de leer tu post y no me queda más que desear que tu querido padre ya esté en franca recuperación.

    Un abrazo desde Chile.

    ResponderEliminar
  13. MARIN ESPERO QUE YA TU PADRE SE ENCUENTRE BIEN Y HAYA SALIDO DE ESE TRANCE ,QUE LOS INFARTOS SON MUY "JODIOS"

    ResponderEliminar
  14. Mi querido amigo, el otro día mientras iba en el bus iba leyendo esta entrada y cuando me disponia a escribir en ella un comentario, se fué la conexión, pero no me quería quedar con las ganas de comentarla así que aquí estoy, primero para desear que tu padre este en estos momentos bien, tambien me ha tocado en un par de ocasiones de salir corriendo de Madrid para Huelva por mi padre y tener que pasar las noches hasta no pasarme ni por el pueblo y volverme a trabajar, así que es duro ver a esa persona empotrada en un cama de un hospital. Veo que eres como yo una persona con demasiados recuerdos en su mente, pero te felicito ya que tu los puedes exteriorizar en tu blog, y me encanta todo lo que en el escribes, no sé si podré volver a comentar más, así que mi querido amigo, dar las gracias a tus padres por haber sacado un hijo como tú. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Querido y entrañable amigo José María,
    Me ha emosionado muchísimo la tierna y amorosa entrada sobre tu padre, espero que si Dios quiere ya lo tengas en casa, de que va estar bien estoy segura, ya se salvó del infarto porque fue llevado a tiempo y ahora tiene el corazón más fuerte que nosotros, eso lo escuché a mi cardiólogo, cuando se lo comentaba a una señora que su esposo se estaba recuperando de un infarto, !animo amigo, que tienes padre para muchos años!.

    Tus recuerdos y los de tu padre, me hicieron volver a la memoria cuando yo recién casada viví más de un año en España. Quedé embarazada de mi hijo mayor en La Villa de El Espinar, y un tío que tenía un Cortijo con toros de lidia, ahora lo tiene su hija Ángela, casada con un torero, todos los días veía toros y asistía a cuantas corridas hubiera, ahí conocí al Cordovez, que los visitaba, bueno, antes de regresar al Perú, compré recuerdos y el que más me gustó y que aún conservo, es un hermoso toro negro bastabte pesado por ser de broce pintado de negro y con 5 banderillas bellas sobre el,lo tenía en una vitrina y cuando mi hijo tenía 7 meses de nacido y lo llevaba a ver la vitrina, no le llamana la atención nada que no fuera "el toro negro con las banderillas", estiraba sus pequeñas manits para querer tomarlo, lógicamente que yo lo retira, y lloraba para volver a verlo. Ya más grandecito era su juguete preferdo, hoy mayor le encantan las corridas de toros, y el fútbol, estoy segura de que si me hubiera quedado a vivir en España, hubiera sido torero y yo no estaría viva de las angustias de verlo torear. Hoy es un excelente ingemiero, con esas dos grandes aficiones.
    Te comento esto porque tu estabas como mi hijo en la barriguita de tu madre y asistías a las corridas y viste torear a tu padre, de ahí te viene tu amor al toreo y a los toros, no me cabe la menor duda.

    Gracas por la felicitación de navidad, la tarjeta es muy linda, la quería poner en mis blogs, me sallió que no lo permitias, !que lástima es linda con eso bellos toros blanco y negro, hermosos!

    Bueno me queda desearte que tengas una !FELIZ NAVIDAD Y UN HERMOSO 2011, RODEADO DE TU FAMILIA!
    Un cariñoso saludo a tu padre, que por lo que escribiste sobre él me parece todo un personaje muy simpátco y amoroso padre.

    Un abrazo virtual con mucho cariño desde San Isdro.-Perú
    María del Carmen

    ResponderEliminar
  16. Que tal marin soy jose el rubio espero q tu padre ya este mucho mejor y que paseis unas felices fiestas.Tengo una pregunta sobre la foto en la que sale tu padre a hombro, el abuelete que sale en primer plano es mi abuelo Jose maria,no se, seme parece mucho, bueno a lo dicho que pasemos todos unas felices fiesta y que el año que viene tengamos todo un poquito de mas trabajo.

    ResponderEliminar
  17. Gracias Montse. Es jodio estar así un dia y otro, pero bueno. Todavia sigue ingresado y mucho me temo que estas fiestas no lo vamos a tener en casa, pero esta muchisimo mejor.
    Animate a escribir en tu blog todo lo que te inspire algo. Ayuda muchisimo creeme. Además tu vales para eso.
    Un saludo y espero que nos veamos prontito por aquí. Ya sabes, ya huele a Santo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  18. Muchas gracias Mª del Carmen. Hoy le podré decir a mi padre que hay gente en Perú preocupandose por el. ¡Que grande es esto!.
    Me alegra muchisimo el gran ingeniero que tienes en casa. Dile que no pierda nunca sus aficiones y sobre todo... sus raices.
    Un abrazo para ti y para todo Peru desde España.

    ResponderEliminar
  19. ¡Hombre Jose!, que alegria verte por aquí. Yo se que tu de vez en cuando vienes, lo que pasa es que te quedas detrás del burladero y no escribes.
    Pues si mira, creo que es tu abuelo (D.E.P.). O por lo menos yo siempre lo enntendí así.
    Bueno, hay gente muy conocida. Esta el padre de Marcial (D.E.P.). El de la gorrilla, creo que es Fernando el actual mayoral de los Millares.
    En fin quillo, una foto con su historia. Cuando quieras te paso una copia.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  20. A sido una sorpresa abrir tu blog y encontrarme a mi abuelo lo he reconocido a la primera, ya me paso con santo y seña al ver a mi primo angel luis encima de la iglesia con su galante,os costaria trabajillo subir el caballo hasta alli arriba pero de angel luis todo se podia esperar,jaja, un abrazo y te dejo que me llaman del curro.

    ResponderEliminar

Se respetarán todas las opiniones y se publicarán todos aquellos comentarios que no contengan ninguna palabra ofensiva hacia el autor o titulares de comentarios publicados.